miércoles, 22 de abril de 2009

Obediencia debida

Al cabo de 16 días de uso del collarín, durante los cuales tenía la orden de usar lo menos posible la PC por la posición cervical dañina, vuelvo a las teclas.

Por ahora sólo les aviso mi cambio de indicación médica. Enseguida recomenzaré con los relatos de mi vida de estudiante, mujer, pedagoga, becaria, filósofa, extranjera... y todas las categorías que pueden resumir mi vida. ¿Pueden resumir mi vida? Mmm...

Saludos a todos!

3 comentarios:

LindoEntrevero ! dijo...

Por supuesto que podés publicar la foto de Ushuaia!
Pasame un mail que te la mando con mejor definición...

Saludos!

flor dijo...

¡El pueblo quiere saber, Fati! Me alegra saber que estás mejor. El latigazo cervical es un dolor horrible.

Cuando vengas por acá, ya sabés, amiga...¡hay shiatsu para tí!

wow, veo que le pediste una foto a Juli. El mundo es muy pequeño, en verdad. Bueno, saludo a ambas.

Idealista Irredimible dijo...

Gracias Julia! Ya te mandé el mail...
Flor, síííí yo quiero shiatsu!!! Ya les iré contando más cosas...
Y el mundo no es tan pequeño, pero internet es así, todo te queda a mano, o más bien a mouse...